Transparenta Nacho proceso de reubicación

(OSCAR CERVANTES)

El gobernador José Ignacio Peralta Sánchez sostuvo una reunión informativa con diputados locales para dar a conocer el mecanismo que determinará el uso del espacio que actualmente ocupa la XX Zona Militar y el 29 Batallón de Infantería, además de explicar el proceso de adquisición de los terrenos para las nuevas instalaciones de la misma.

En evento realizado en Casa de Gobierno, el titular del Ejecutivo explicó que la intención de la reunión es explicar con todo detalle lo que ha sido y es el proyecto de reubicación de las instalaciones militares, en un ejercicio muy parecido a lo que se hizo en relación al tema de La Campana.

Lo anterior fue informado por el diputado local, Federico Rangel Lozano, quien agregó que esta presentación ya se realizó también a los integrantes de la sociedad civil, académicos, colegios de profesionistas, organismos empresariales, asociaciones civiles, a quienes se les entregaron dos juegos completos con toda la documentación, avalúos, entre otros, que se realizaron en relación a este proyecto.

En reunión en la que también estuvo presente el secretario de Desarrollo Urbano e Infraestructura, Jesús Sánchez Romo, el mandatario estatal dio a conocer a los legisladores que ya se instaló la Comisión especial para el desarrollo de la Calzada Galván, la cual es un comité absolutamente ciudadano.

Añadió que serán ellos los responsables de hacer una consulta pública para que de ahí se generen ideas que permitan hacer una propuesta de lo que los colimenses queremos hacer en esas casi 15 hectáreas que quedarán a disposición como activo del Gobierno del Estado una vez que se concluyan las nuevas instalaciones y los militares puedan dejar la actual zona militar.

Aclaró que la nueva zona militar no la va a construir el Gobierno del Estado “yo no voy a traer empresas ni contratistas, “yo le entrego el recurso a la Secretaría de la Defensa Nacional, que suman 493 millones de pesos, de los cuales 240 los pone el gobierno federal y ellos serán los responsables de la obra, ellos son los que van a contratar y ellos se van hacer totalmente de la licitación, de la asignación, de todo”.

Especificó que algo muy importante y que está en el convenio es que de los 300 millones que el General Ortiz Valadez hace dos años dijo que costaría la construcción del nuevo cuartel, en realidad van a costar de acuerdo a información de la Sedena, alrededor de 380 millones.

Agregó que el compromiso que hace la Secretaría de la Defensa Nacional es que van a contratar a empresas colimenses para la obra.

Rangel Lozano expuso que el gobernador entregó un expediente al Archivo Histórico y otro a la Oficialía de partes del Congreso del Estado, para quien quiera consultarlo, pueda hacerlo.

Resaltó que esta acción también es invertir en materia de seguridad, es invertir en que la Secretaría de la Defensa Nacional tenga instalaciones adecuadas, en una muestra de agradecimiento del pueblo de Colima a los militares.

Indicó que es una gran oportunidad para que este terreno con base en lo que se establezca por parte del comité ciudadano, lo incorporemos a la vida urbana de la ciudad y que nos de plusvalía y calidad de vida a todos los colimenses.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *